Mané Castro Videla - Mujer Poeta y Artista Plástica Argentina - Española

viernes, 6 de septiembre de 2013

Los amigos


Dos amigos iban caminando por el desierto.
En algún punto del viaje comenzaron a discutir, y un amigo le dio una bofetada al otro.
Lastimado, pero sin decir nada, escribió en la arena:

MI MEJOR AMIGO HOY ME DIO UNA BOFETEADA
Siguieron caminando hasta que encontraron un oasis, donde decidieron bañarse.
El amigo que había sido abofeteado comenzó a ahogarse, pero su amigo lo salvó.
Después de recuperarse, escribió en una piedra:

MI MEJOR AMIGO HOY SALVO MI  VIDA
El amigo que había abofeteado y salvado a su mejor amigo preguntó:
Cuando te lastimé escribiste en la arena

y ahora lo haces en una piedra. ¿Porqué?
El otro amigo le respondió:

Cuando alguien nos lastima
debemos escribirlo en la arena 
donde los vientos del perdón puedan borrarlo.
Pero cuando alguien hace algo bueno por nosotros,

debemos grabarlo en piedra
donde ningún viento pueda borrarlo.
Saludar al amigo a gritos y de madrugada,

es para él lo mismo que insultarlo.
Lo mismo es una mujer pendenciera
que una gotera constante en tiempo de lluvia.
Querer detenerla es querer detener el viento
o retener el aceite en la mano.
El hierro se afila con hierro,
y el hombre con otro hombre.
El que cuida de la higuera come los higos;
el que cuida de su amo recibe honores.
Así como las caras se reflejan en el agua,
así también los hombres se reflejan en su mente.
La muerte, el sepulcro y la codicia del hombre
jamás quedan satisfechos.
Al oro y la plata, el fuego los prueba;
al hombre lo prueban las alabanzas.
Al necio no se le quita lo necio
ni aunque lo muelas y lo remuelas.
 

ESTE DÍA HE SIDO HONRADO CON LA AMISTAD DE MUCHA GENTE MARAVILLOSA. ENTRE ELLAS TU.
CONSIDERA ESTO
“ GRABADO EN PIEDRA”